El pueblo aumenta, pero no inventa

Valora este artículo
(2 votos)

¿Cómo fue que la Biblia llegó hasta nosotros?

 

Esta es una pregunta que muchos se hacen. La Biblia antes de ser escrita fue vivida, y después fue contada por los padres a los hijos, de generación en generación. Mira los Salmos 44,2; 78, 3-4; 145, 4; Ex 10,2. Este período, que duró aproxima¬damente 900 años, se llama Tradición Oral.

La Biblia comenzó a escribirse durante el reinado de Salomón, por el año 950 a.C. Hoy, por respeto a la cultura judai¬ca, algunos prefieren llamar al Antiguo Testamento, «Primer Testamento». El Antiguo Testamento quedó listo por el año 50 a.C., y el Nuevo Testamento a final del siglo I. Por lo tanto la Tradición Escrita duró aproximadamente otros 900 años. Como la madre, que gesta a su hijo en la intimidad oculta y sin embar¬go le habla..., así Dios actuó con su pueblo.

Oración: vamos a rezar el Salmo 44. Es un Salmo de súplica colectiva en tiempos difíciles. Tratemos de entender la conciencia de lucha y de esperanza que está escondida en esta oración. Rezando, el Pueblo de la Biblia hace memoria de su historia. 

Después de rezar este Salmo, podemos expresar nuestros sentimientos de gratitud y alabanza, recordando nuestra historia.

Lo haremos con una oración espontánea.

 

Extraído del «CURSILLO DE INICIACIÓN A LA BIBLIA» - Gentileza de www.celam.org
www.iglesia.org

Visto 1289 veces